La Renovación Peronista, con un pie afuera de las elecciones legislativas

Se retiró el partido nacional Unión Popular. Este permitía a Jalil competir para diputado nacional.

Renovación Peronista (RP), línea interna del PJ, transitó un camino sinuoso desde el cierre de listas hasta el día de ayer. En el recorrido de cara a las PASO (Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias), el espacio que está acompañado por el sector merista tuvo la escisión del barrionuevismo, por cuanto estos se alinearon con el Gobierno.
En el transcurso de ayer, la senda por la que recorría encontró una dificultad que dejaría fuera de las elecciones a la Renovación. Sucede que dentro de la coalición que integraron el frente Unidos Somos Catamarca se encontraba el partido Unión Popular (UP), cuyo apoderado, de acuerdo a lo señalado por las fuentes consultadas, pertenece a las propias filas de la Renovación.
Sin embargo, ayer por la mañana las autoridades de dicho espacio político decidieron removerlo. Según interpretaron desde la Renovación, se trató de un «operativo del Gobierno”, el cual incluyó la inserción de otro apoderado.
Así las cosas, las fuentes consultadas por El Esquiú.com indicaron que «automáticamente” levantaron a Unión Popular de la alianza.
En contexto: Unidos Somos Catamarca tenía en su interior dos partidos: por una parte, el Frente Tercera Posición –cuya participación Luis Barrionuevo levantó- y por otra, Unión Popular, espacio con quienes la Renovación iba a jugar en las elecciones.
Planteado de esta forma, se debe mencionar que las autoridades partidarias tienen la facultad de remover el partido de la alianza. Esto llevó a plantearse dentro de la Renovación que fue «una operación de Barrionuevo y del Gobierno”, por cuanto Unión Popular es un partido nacional, lo que habilitaba la participación con la mira puesta en el Congreso.
De esta forma, desde RP explicaron que los candidatos provinciales estarían en condiciones de participar en las Paso, no así la precandidatura de Fernando Jalil a la diputación nacional. Según estimaron -e insistieron- «el Gobierno y Barrionuevo dejaron fuera de juego a Jalil por la derrota que avizoraban”, ya que «no hicieron ningún tipo de impugnación”.
La frase que resonaba era que «a nivel nacional nos dejaron afuera”. El punto de vista por el cual interpretan que fue una operación se resume así: «En primera instancia, fueron ninguneados, que no iban a presentarse; después que se presentaron en alianza, que no iban a poder armar en la provincia y por eso, la única forma de dejar a la RP fuera de juego fue sacando a UP”.
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar